nacionales

¿DESAPARECERÁ EL AVAL EN RENTAS DE CASAS?

La figura del aval inmobiliario se va diluyendo en el mundo del alquiler de inmuebles donde cada vez es más frecuente ver cómo de aplican modificaciones en el día a día, con una frecuencia donde el aval resulta ser un arma de doble filo. Aunque es de mencionar que existen alternativas que brindan la misma garantía.
El aval es un contrato por el que una persona física o jurídica garantiza o asegura el cumplimiento de obligaciones, económicas, asumiendo el pago de una deuda de otra persona si esta no lo realiza.
EL RESPALDO PELIGRA
El requisito del aval pretende  brindar garantía en el pago del alquiler a los propietarios. Este requisito, para muchos inquilinos significa un obstáculo para poder vivir en donde quieren.
La figura del aval inmobiliario posee beneficios y desventajas. Han ido apareciendo nuevas siluetas que transforman dicha garantía. El obligarse a firmar como responsable para que otro rente algún local, casa o terreno, podría ser menos difícil.
El aval, con sustento jurídico cumplido y bastante, aparentemente garantiza al propietario del inmueble a rentar, en teoría, el pago puntual de las rentas, exponiéndose a que el inquilino no cumpla puntualmente con sus pagos y tenga que desembolsar, pagando lo que otro generó e incumplió. 
Según “Febo México estudios de mercado, “el 29.4% de la población tiene una mala nota en el buró de crédito por ser un aval incumplido”.
Por otro lado, Leonardo González, analista de “Real Estate de Propiedades”, sostiene: “El aval es una figura que en efecto tiene una amplia tradición en el funcionamiento del mercado de arrendamiento y alquiler, pero requiere de una modernización que se adapte a las nuevas tendencias, a la tecnología que ofrece soluciones a las dificultades del mercado de alquiler, como puede ser, precisamente, conseguir un aval o contratar una fianza”.
EXTRANJEROS EN BUSCA DE AVALES…
En el caso de los migrantes viviendo en nuestro país, modalidad muy de la actualidad, comentan que les resulta muy difícil  conseguir un aval, ya que nadie los conoce y no quieren arriesgarse a pagar la deuda de otros.
Para esos casos, podrían acudir  al Banco de su preferencia y buscar otras opciones; como podrían ser  las fianzas bancarias o si existe algún banco donde se estén implementando servicios que funjan en función de un aval confiable y demostrar mediante el banco, que su salario es 3 o 4 veces mayor que el costo de la renta de la vivienda, u ofreciendo al propietario del lugar que se desea alquilar, un depósito adicional, en un convenio verbal, muchas veces sin la formalidad de un Contrato, situación que carente de la seriedad que le daría la firma de un Contrato, deja el inquilino en libertad de ir y venir y al propietario libre también de pedir de regreso su propiedad a la brevedad, “cuando consigue una mejor oferta por su local, o para venderlo.
La inexistencia de un marco jurídico para cada entidad de la República Mexicana, abre de par en par las puertas a la informalidad.
Los expertos analistas en la firma Propiedades.com afirman: “Tanto el mercado de arrendamiento como el de alquiler en el país, han reportado que hay  un alto rezago institucional y en fiscalidad, el mercado de alquiler o rentas, es uno de los que más evade el pago de impuestos, lo que es indicador del alto grado de informalidad y los problemas que de ahí emanan, como es el poder ejercer las prácticas del aval o contratar una fianza”.
En conclusión, el aval es  cotizado, aún cuando aparezca entre la informalidad y las dificultades se presenten, ya que sorprendente y contradictoriamente, protege a los arrendatarios de la duda y les da más confianza para el cuidado de sus bienes inmuebles y sus bienes económicos. 
Ser aval parece sencillo, pero se necesita ser muy cuidadoso ya que hay responsabilidades económicas que cumplir en caso de que el arrendatario no pague sus obligaciones.
CONDUSEF OPINA
La Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef), sugiere conocer muy bien a la persona que nos pide firmar como su aval, interesarse e investigar el tipo de crédito que va a contratar en todos sus términos y asegurarse de que la persona que ande tramitando ese crédito, reciba ingresos comprobables y estables. Si no se está muy seguro de otorgar tu rúbrica  a los avales bancarios o a los arrendadores, definitivamente no firmes. Aconseja a quien pretenda tu firma como aval de sus compromisos, que busque una opción diversa, pues el incumplimiento en los pagos es común y encontrar un aval que sd eche slbre sus espaldas responder económicamente en caso de morosidad, es una tarea titánica. 
LA CONDUSEF ACONSEJA RECURRIR A INSTITUCIONES BANCARIAS REGULADAS Y RECONOCIDAS
Son varias las modalidades que pueden reemplazar al aval, dependiendo de las necesidades y economía personales. Existe por ejemplo la fianza “donde se puede ejercer la obligación para garantizar a otra en un contrato de fiador. En realidad la fianza tiene un mayor costo porque lo ofrecen instituciones financieras, mientras que el aval no puede ser obligado a pagar sin haberse requerido previamente el deudor”, afirma González.
Hasta ahora, para cada necesidad ha surgido una solución, pero es muy claro que el aval tendrá que desaparecer o modernizarse, pues tiene funciones jurídicas y legales muy relevantes, como ejercer los derechos y responsabilidades en la relación entre el arrendador y el arrendatario. R/90
Viernes 24 de Marzo
Derechos Reservados 2023
Nora Hernández
Nacionales
Reporte90
Related posts
nacionales

¿MÉXICO PERDIÓ SU PATRIOTISMO?

Rosa Elena Sánchez Juárez y Torres, descendiente del expresidente Benito Juárez…
Leer más
nacionales

DÓNDE ESTÁN LOS MEXICANOS MÁS MALEDUCADOS?

México tiene fama de ser un país amigable, pero a la hora de ver los datos que dan a…
Leer más
nacionales

YA VIENE EL REPARTO DE UTILIDADES!

El reparto de utilidades es un derecho constitucional que tienen los trabajadores…
Leer más